sábado, 12 de enero de 2013

NO ES TIEMPO

No es tiempo de ilusiones, 
no es momento de sentarse
a ver el tráfico, 
no es ocasión de ponernos
a escribir discursos 
ni balbuceos fuera de lugar. 

No vayas a una iglesia
y de rodillas comulgues
con los santos.
 No hay dramas, no hay gritos, 
no hay azúcar.
No silbes, no exageres, no te rompas.
no me esperes,
no estoy, no pienso estar 
en parte alguna. 

A mi corazón, 
y a todos sus delirios pasionales
llegó la misma carestía que hay
en el mercado, 
no te empeñes en buscar 
porque no es aquí, 
aquí no es,
aquí no hay nada. 
 
Yo vivo en otro mundo, 
-en otra casa- 
hay una necesidad
que me dice a donde ir, 
hay un astigmatismo que perece,
en cambio tú eres (desde hace siglos),
el martillo, la cruz, el martillo,
la cruz y los clavos, 
irremediablemente carpintero.

No soy yo, no es el tiempo,  
eres tú, 
eres muy tarde.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada