viernes, 25 de abril de 2014

EL LADO PROSCRITO

Tú que has vivido tanto; tú solamente, tú.
Responde la pregunta que simplemente haré.
¿Cómo es la vida toda cuando se está sin ti?
¿Cómo es tu nueva vida si yo no estoy también?

Dime cómo es el lado proscrito de la luna,
¿Por qué jamás se muestra, por qué nos acorrala
el vaso de la ciencia que todo nos explica
colmado hasta el cansancio de lágrimas amargas? 

Explícame que raro misterio se revela
en los ajenos brazos que hoy buscas con pasión, 
¿Por qué no son mis manos? ¿Por qué no son mis pechos?
¿Por qué la luna llena de pronto oscureció?

Responde y no divagues al solo revivir
el tremedal de besos con los que te adoré;
porque una vez fui luna, teñida por el sol
y hoy soy el lado oscuro que ya no quieres ver.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada