sábado, 11 de octubre de 2014

Soneto de amor chiflado II

Pastillas, ejercicios, oraciones,
patéticos rituales, brujerías,
no hicieron el efecto que querías
en tu tercera edad sin emociones.

A todos contarás en las reuniones
que lo que tú realmente pretendías
era recuperar aquellos días
en que eras un Adán en pantalones.

Hay hombres que no entienden que el intento
de ser como eran antes, casi a juro,
les quita del presente un buen momento. 

Me muero de la risa con tu cuento
de que por obra y arte de un conjuro
al fin se levantó tu  fundamento.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada