lunes, 27 de marzo de 2017

MI RESPIRACIÓN

Oxígeno, depósito de susurros,
estado permanente de calma
que no solicitó permiso
para manifestar
su diferencia con nuestro padecer.

Deciden otros en nuestro nombre,
aspiran construir cadenas
de diástoles
clamando a grito de victoria
su desapego por el aire,
su brisa de sal marina
por las noches.

Mi respiración
es un mazo de naipes,
tres de bastos, fila de espadas
que flamea a campo traviesa
y rechina los dientes.

Mi respiración se enumera
en líneas curvas,
triángulos parlantes,
sol que me mira,
movimiento compulsivo de mi pecho
que solo pide escribir.

domingo, 19 de marzo de 2017

ESTUDIO POÉTICO DE LA CÓPULA HETEROSEXUAL

Amor, tan sola estuve
y entre líneas
estás ante el santuario de mi cuerpo
que se abre como flor en el solsticio
caliente, que no admite más espera.

Cuán bella es la pintura sonrosada
que surge de tu glande,
me estremecen
las venas de tu miembro que se arropa,
erecto y orgulloso entre mis pechos.

No estoy dormida,
cierro mis ojos
para sentirte.

Penétrame despacio, con el rostro
cuajado de sufrir por la lujuria.
Desviste sin pudor al ser cautivo
que se desata
en la corriente
de mi silencio.

Me mata ese vaivén que nunca cesa.
Así, dámelo todo, ya me vengo;
¡no pares!, no vaciles, las paredes
ahogadas de mi sexo por tu roce
se crispan en el mar de mis gemidos.

Siento tu semen
que vibra y corre
sobre mi vientre.

Y todo se derrumba en un abrazo,
culmina la pasión de un solo golpe
al extinguirse
el dulce fuego
de tu marea.

sábado, 11 de marzo de 2017

LA PAPISA

Mi derecho,
al igual que mis decisiones tardías
han sido desde siempre
la última prioridad de mi historia.
Por esta circunstancia doy un paso,
un minuto de silencio
y una cómoda silla para escribir.

He decidido proclamarme
accionista mayoritaria de mis pensamientos,
me elijo a mí misma
cómo papisa transgresora de mis días
de peste y piedra,
he ordenado a todos mis espejos
que dejen de mentirme por educación
y comiencen a decirme la verdad
con poesía,
he decidido estar en permanente rebeldía
con la formalidad,
con el qué dirán,
con el descarado pacto del tiempo
y las agujas de algunos relojes
que siempre van a la derecha;
Me declaro
en contra de las líneas paralelas
que nunca se tocan,
de todo lo despótico y ruin,
de todo lo que por desconocido
se menosprecia.

Así pues, yo,
único alimento de mis huesos,
testa coronada que se jubiló para siempre
de las calles
me he reconciliado con mis tristezas,
he dejado atrás el sexo oral,
los rostros sin nombre,
los amuletos, las botellas,
el cemento despiadado
en mis rodillas.

Ah, momento grato y especial,
he abrazado de nuevo a la mujer que una vez fuera,
he perdonado su tímido reflejo,
su mirada esquiva,
para terminar las dos, café en mano,
comiéndonos el deseo de vivir
que nos espera.

lunes, 6 de marzo de 2017

MUERTE ANUNCIADA

Todos se lo advertimos
y más de una vez le avisamos
que no robara dos veces
al mismo turco.
¿Qué era, judío o libanés?
Para mí son iguales,
para él
también era lo mismo.

Todos tenían sus negocios
llenos de lavadoras, equipos de sonido
y puertas cerradas,
a todos
les quitaba lo mismo.
En un mes
vació el almacén del sultán
del san, luego
los anaqueles del mahdi del crédito,
la casa del príncipe
de las ofertas,
y la oficina principal
de la odalisca electrónica.

Corría por la medianoche,
vendía una plancha por una miseria,
un negocio completo
por nada,
y volvía por más.
Ayer lo enterró la madre,
bailando un San Benito;
lo encontraron en el parque,
con la cabeza
a tres metros de todo lo demás.